Día Mundial del Medio Ambiente 2011

Día Mundial del Medio Ambiente 2011

Bosques: La Naturaleza a su Servicio

Los bosques cubren una tercera parte de la superficie del planeta, realizando funciones vitales y servicios alrededor del mundo lo cual le da vida a nuestro planeta. De hecho 1.6 billones de personas depende de los bosques para su subsistencia. Ellos juegan un papel importante en nuestra batalla contra el cambio climático, liberando oxígeno a la atmósfera mientras que almacenan dióxido de carbono.

Los bosques alimentan nuestros ríos y son esenciales para proporcionar el agua a casi el 50% de nuestras grandes ciudades. Ellos crean y mantienen la fertilidad de la tierra y ayudan a regular el impacto devastador de las tormentas, diluvios e incendios.

Espléndidos e inspiradores, los bosques son los ecosistemas con mayor diversidad biológica sobre la tierra y son hogar para más de la mitad de las especies terrestres de animales, plantas e insectos.

Los bosques también proveen refugio, empleo, seguridad y relevancia cultural para las poblaciones dependientes de ellos. Son los pulmones verdes de la tierra, vitales para la supervivencia de las personas en todas partes. Los siete billones que somos nosotros.

Los bosques representan gran parte de lo que es bueno y fuerte en nuestras vidas. Sin embargo, a pesar de todos estos beneficios ecológicos, económicos, sociales y de salud inestimables, estamos destruyendo los bosques que necesitamos para vivir y respirar.

La deforestación global continúa a un ritmo alarmante. Cada año se destruyen 13 millones de hectáreas de bosques, lo equivalente al tamaño de Portugal.

Día Mundial del Medio Ambiente 2011

Las inversiones a corto plazo para obtener ganancias inmediatas (como la explotación de madera) constituyen estas pérdidas. Las personas que dependen de los bosques para sus sustentos hacen un gran esfuerzo para sobrevivir. Muchas especies preciosas enfrentan la extinción. La biodiversidad está desapareciendo. Lo que es más, economistas alrededor del mundo han demostrado que al no incluir los valores de los bosques en sus presupuestos, países y negocios están pagando un alto precio. Uno que finalmente nos empobrece a todos como el detrimento a nuestros bosques el sistema de soporte de la vida, que continúa todos los días.

Pero esta tendencia no es irreversible. No es demasiado tarde para transformar la vida cuando la conocemos dentro de un futuro más verde, donde los bosques están en el corazón de nuestro desarrollo sostenible y economías verdes.

La conservación de los bosques y su ampliación necesitan ser reconocidas como una oportunidad de negocios. Cuando sumamos una inversión de 30 billones de dólares para enfrentar la deforestación y degradación podría proporcionar un retorno de 2.5 trillones de dólares en nuevos productos y servicios.

Además, las metas de inversiones en silvicultura podrían generar hasta 10 millones de nuevos empleos a nivel mundial. Ya, muchos líderes están vislumbrando el potencial de la energía renovable y los recursos basados en la naturaleza, pero para que la transformación ocurra, los bosques necesitan convertirse en una prioridad política universal.

Los servicios que los bosques proporcionan son esenciales en cada aspecto de nuestra calidad de vida y la respuesta a la gestión del bosque sostenible, moviéndose hacia una economía verde está en nuestras manos.

Es cierto que conociendo esto se hace mucho más fácil observar los bosques desde los árboles.