La Biodiversidad es vida, la Biodiversidad es nuestra vida

2010 Año Internacional de la Diversidad Biologica

Se le llama Biodiversidad al conjunto de todos los seres vivos y especies que existen en la tierra y a su interacción.

La gran biodiversidad es el resultado de la evolución de la vida a través de millones de años, cada organismo tiene su forma particular de vida, la cual está en perfecta relación con el medio que habita. El gran número de especies se calculan alrededor de 30 millones; esta cifra no es exacta debido a que no se conocen todas las especies existentes en nuestro planeta. El logo del Año Internacional de la Biodiversidad –cuyo eslogan es; “La Biodiversidad es vida, la Biodiversidad es nuestra vida”– está compuesto por un conjunto de elementos simbólicos, que representan imágenes interconectadas de flora, fauna, y figuras humanas.

Con el objetivo de detener la pérdida sin precedentes de especies – la cual ha alcanzado un ritmo que, según estiman algunos expertos es 1.000 veces mayor a la progresión natural como consecuencia de la actividad humana-, la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) declaró al 2010 como el Año Internacional de la Biodiversidad. El Año brinda una oportunidad para llamar la atención acerca de la importancia de la biodiversidad para la vida en el planeta Tierra, reflexionar sobre lo que se ha hecho para salvaguardarla, y destacar la necesidad de actuar urgentemente.

Con el inicio del 2010, Naciones Unidas puso en marcha hoy el Año Internacional de la Biodiversidad proclamado por la Asamblea General para tratar de reducir la creciente pérdida de especies vivas en el planeta.

La celebración contiene un amplio plan de actividades, entre ellas una reunión de alto nivel que se efectuará los próximos días 21 y 22 en la sede de la Organización de la ONU para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), en París.

Otros foros se realizarán en diversas ciudades de Noruega, India, Qatar, Colombia, China, Kenya y Nueva York (durante la venidera 65 Asamblea General en septiembre), antes de una conferencia final en diciembre en Kanazawa, Japón.

En una declaración distribuida aquí, el secretariado de la Convención sobre Diversidad Biológica (CDB) destacó que la variedad de la vida en la tierra es esencial para el sostenimiento de los sistemas que sustentan la salud, el bienestar, la alimentación, los combustibles y todos los servicios esenciales.

Sin embargo, apuntó, “la actividad humana provoca la pérdida de la diversidad a una escala acelerada”.

La CDB cuenta con la firma de 193 países, desde su nacimiento durante la llamada Cumbre de la Tierra celebrada en Río de Janeiro en 1992.

Ese instrumento tiene su fundamento en la premisa de que la diversidad de ecosistemas purifica el aire y las aguas, que son la base de la vida, la estabilidad y el clima moderado en el planeta.

Datos de la ONU indican que en el presente hay casi 48 mil especies amenazadas en todo el mundo y 17 mil de ellas están en peligro de extinción.

Ese riesgo afecta al 21 por ciento de los mamíferos, el 30 de los anfibios, el 12 de las aves, el 28 de los reptiles, el 37 de los peces de agua dulce, el 70 de las plantas y el 35 de los invertebrados.